jueves, 22 de septiembre de 2011

Se despide el Sr. Zapatero

Se despide José Luis Rodríguez Zapatero, Presidente del Gobierno de España durante los últimos 8 años. ¿Qué se puede decir de este señor, que ha malregido nuestros destinos estos últimos años?. ¿Cómo pasará su figura a la historia?. ¿Cómo será recordado?.

Yo no tengo duda: es, creo que sin ninguna duda, el peor presidente que ha habido hasta ahora en la democracia. Preocupado por ser más progre que nadie; presumiendo de "rojo" allá donde fuera; poniendo de moda un "talante" que en ningún caso iba acompañado de la suficiente inteligencia...., si algo ha caracterizado a  Zapatero ha sido lo que César Vidal repetía en más de una ocasión: burro, pero progre...

Ha aislado a este país durante demasiado tiempo del resto de países avanzados; deja una economía hundida, situación que quiere maquillar con una crisis que él mismo negó durante demasiado tiempo; preocupado de imponer una ideología "progre" a los estudiantes con esa Educación para la Ciudadanía que no hay por donde cogerla; le ha reido las gracietas a los nacionalistas, hasta darse cuenta, quizás demasiado tarde, de que mal iba si por ahí continuaba; empeñado hasta la obcecación en ser el presidente del gobierno que acabara con ETA; demagogo hasta más no poder;... pocas, por no decir ninguna, han sido sus cualidades, que bien se ha preocupado en mantener ocultas, si alguna tiene, porque cierto es que la herencia que deja a quien le sustituya es autenticamente terrorífica.

Un señor que no tiene ni idea de economía, incapaz en situación de crisis de haber montado un consejo de sabios que le hubiera podido ayudar, no a él, sino a España, a no hundirse cada vez más; gastando el dinero con alegría desbordante, con esas traducciones del Senado del castellano al catalán y del catalán al español, cuando todos hablan un mismo idioma; repartiendo una gratificación por nacimiento de hijo, que luego se ve obligado a quitar; insultando a la primera potencia del mundo, y luego arrantrándose para que su presidente le recibiera; incapaz, siquiera, de evitar el ridículo de sus hijas cuando por fin se reune con el matrimonio Obama, cuyas imagenes patéticas terminan dando la vuelta al mundo; demagogo a más no poder, ninguneado por las primeras potencias europeas, despreciado ahora por sus propios compañeros de partido, lo único que cabe decirle ahora es que, posiblemente, mejor estaríamos si no le hubiéramos conocido...

En este tiempo de despedida, adiós, Sr. Zapatero, adiós, por favor, no vuelva NUNCA.

No hay comentarios:

Publicar un comentario