miércoles, 7 de diciembre de 2011

El derecho de admisión

Hoy estoy con ganas de bronca, miren ustedes por donde, así que aquí dejo un artículo para la polémica.

Leo en la edición de hoy del Diario de Cádiz: "Campaña de FACUA sobre el derecho de admisión en discotecas". Y cuando digiero la noticia, digo: ¿y porqué?. Vamos a ver, entiéndan mi razonamiento. 

Yo me gasto, un poner, dos millones de euros en montar una discoteca guay. Y decido, porque soy yo el que arriesgo mi dinero, que por ejemplo, no entren aquellos caballeros con un pendiente en la oreja, otro poner. ¿Porqué?. Pues no sé, porque soy un borrico machista, y no me gustan los tíos con pendientes en la oreja, pongo por caso(lo aquí dicho no tiene nada ver con la realidad, eh?). Bien: si soy el que pongo y arriesgo el dinero; si mi discoteca no tiene subvención pública de ningún tipo; si a los señores con pendientes en la oreja se les deniega el acceso, pero amablemente, y sin patadas en la boca; ... efectivamente, estoy discriminando, pero no olvidemos que se trata de un negocio "privado". Que me hagan las inspecciones sanitarias que consideren oportunas; las higiénicas; las de seguridad;... en fin, las que estimen pertinentes. Pero, ¿no tengo derecho a llevar mi negocio de la forma que mejor estime?.

Aclaremos: no estoy diciendo que este supuesto empresario obre bien, ojo. Esta hipótesis jamás, por motivos muy obvios, lo podría hacer ninguna administración pública. Es decir, en una caseta municipal de cualquier Feria, no sería tolerable que el Ayuntamiento respectivo hiciera algo de esto, ni mucho menos. Pero, ¿un empresario privado no tiene derecho, al estar arriesgando su propio dinero, a llevar su negocio como mejor le parezca?. Al fin y al cabo, él sabrá, no?: se está reduciendo el nicho de posibles clientes. Él verá cómo quiere llevar su negocio.

Estando en un sistema democrático, como estamos, no hay demasiadas ocasiones en las que nos excedemos con supuestos "derechos"?.

Qué, estoy con ganas de broca ó no. ¿Qué opinan, por favor?.

2 comentarios:

  1. No entiendo, Carlos... ¿Es que has leído algo contra este tema, o alguien se ha quejado de que no le han permitido el acceso a alguna discoteca/garito/o lo que sea, en algún momento determinado, a pesar de saber que era un lugar privado?

    ¿Dónde está el problema? Yo no creo que haya problema alguno. En muchos bares hay cartelitos que dicen: reservado el derecho de admisión, y no pasa nada, están en su derecho. Pues igual en una discoteca, ¿no? Si es un negocio privado, y está al corriente con sus pagos municipales, digo yo que es como si yo quiero abrir un pequeño museo en el garaje de mi casa y no permito que entren nada más que los ingenieros de mi Escuela de Teleco. A ver quién me puede llevar la contraria... Nadie.

    Por eso, perdóname, pero no entiendo qué has escuchado o qué te han dicho para argumentar sobre este tema como lo haces.

    Hasta luego :)

    ResponderEliminar
  2. Sí, Mª Carmen, escribí este artículo por algo que leí en Diario de Cádiz, sobre esto...

    ResponderEliminar