lunes, 13 de agosto de 2012

Juan Carlos I, Rey

Si son ustedes asiduos lectores de este mi Blog, ya se habrán percatado de mi escasa simpatía por la figura real. No quiero engañarles: escasa no, nula de plena nulidad...

Juan Carlos I de Borbón y Borbón me parece, pues eso: un Borbón, es decir, el descendiente de una familia pésima y dañina para la historia de España,  genéticamente muy empobrecida por los sucesivos matrimonios consanguíneos, y a la que, no cabe la menor duda, muy poco ó casi nada debe España, a la que mejor le hubiera ido si no hubieran venido allá a primeros del siglo XVIII...

Hay como un agradecimiento a Juan Carlos I "por haber traido la democracia a España". Bueno, sí, tampoco vamos a distorsionar la historia. Pero relativizemos las cosas; que la democracia hubiera llegado a España era impepinable, con ó sin Juan Carlos. ¿Que hubiera tardado unos años más?. Pues sí, claro; pero la llegada de la democracia se hubiera producido, y quizás hubiera venido hasta mejor, porque hoy en día  quizás estaríamos disfrutando de una democracia más sana, más parecida a la existente en los países nórdicos(Suecia, Finlandia, Noruega...), antes que esta democracia "de partidos" que soportamos hoy en día: una democracia de incompetentes, corruptos, chorizos y ladrones, irresponsables y egoistas a más no poder, en la que lo único importantes es llenarse el bolsillo cuanto más, mejor. Y sin que nadie, nadie, nunca tenga que rendir cuentas de lo hecho.

No nos engañemos; hasta el mismo Franco sabía que, muerto él, le sustituiría un sistema democrático ("En 1971 el presidente Nixon envió al general Vemon Walters a Madrid para que Franco le expusiera lo que ocurriría en España tras su muerte. El dictador le habló de su propio deceso y tranquilizó a su interlocutor garantizándole que no ocurriría nada grave. España iría hacia un sistema democrático semejante al de los países occidentales, porque conceptualmente la ancha clase media española ya estaba instalada en ella. Y aquel propósito sería imparable.), él no se engañaba en este aspecto. No hubiera sido de recibo que, en Europa Occidental, casi ya llegado el siglo XXI, España hubiera seguido siendo una dictadura militar. Así que no le demos, por favor, más méritos al Rey de los escasos que tiene...

Pero es que, además, este señor ha trabajado poquitos años: concretamente, desde 1975 hasta primeros del 1981, cuando lo del 23-F, no más. ¿Alguién puede decirme qué ha hecho Juan Carlos desde ese año hasta la actualidad, que no sea veranear en Marivent, navegar en vela, irse de caza, viajar cómo y cuándo le ha dado la gana, casar a sus hijos, y pasarlo estupendamente con el dinero público de los españoles, aventuras sentimentales incluidas?.  ¿La situación económica que sufre este país desde hace varios años no exigiría que este caballero tomara el toro por los cuernos, olvidara eso de que "el Rey reina pero no gobierna", y sentara juntos a Rajoy, Rubalcaba, sindicatos y empresarios, y les exigiera no levantarse de la mesa hasta que llegaran a un acuerdo que permitiera levantar a este país?.

Claro que eso le exigiría "trabajar", y eso, como buen Borbón que es, le debe de costar, más que nada por la falta de costumbre, porque su familia, generación tras generación, a lo que se ha dedicado es a no pegar un palo al agua, a "borbonear", y a disfrutar de la vida, que son dos días...

Pero es que, además, la impresión que da este hombre en los últimos días es la de que está chocheando, tal cual. Vean ustedes esta imagen:


El Rey, ¿de qué se ríe?. ¿Es tonto, inconsciente, indiferente?. Con lo que están sufriendo miles y miles de familias en este país, ¿de qué, ó de quién, se ríe el Rey?. Esta fotografía es de hace unos días, eh?, no se crean ustedes; ha sido tomada de la reunión que mantuvo con los líderes de los dos grandes sindicatos, hace sólo 5 ó 6 días. ¿Este caballero no tiene asesores que le digan que, con la catastrófica situación económica que vive España; con casi 6 millones de parados; con tanta gente que está pasando hambre,.... no debe de salir riéndose a carcajadas en la prensa?. ¿Para eso tiene este país un Rey, para que se muestre incapaz de manifestar su, se supone, preocupación por lo mal que lo pasan sus súbditos?. 

Pero no es sólo esta imagen, no. Mientras el Rey pide "a los directivos de las principales cadenas hoteleras "confianza, empeño, unión y trabajo" para salir de la crisis", él parece que no para de pasárselo en grande, y ahí lo tienen sonriendo otra vez:


La situación será durísima, el futuro de este país se tambalea y se hace más negro cada día que pasa, pero parece que en las fotos, el Rey tiene que salir riendo, no sé porqué y de qué, la verdad... Bueno, en su caso sí lo sé, es evidente: a él, que ha sido un inconsciente casi toda su vida, le importa poco las dificultades de los demás. Borbón, al fin y al cabo.

Vuelvo a insistir, ¿para eso tenemos un Rey en España?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario