miércoles, 23 de enero de 2013

Un nuevo disco duro en la nube

Hace ya un año (cómo pasa el tiempo!) les hablé de lo bueno y útil que resulta contar con un "disco duro virtual", es decir, en la nube; es decir, en Internet (http://siguemecf.blogspot.com.es/2012/01/discos-duros-virtuales.html).

Una de sus ventajas es, por ejemplo, no tener que ir cargando con un pendrive en el bolsillo, con el consiguiente riesgo de pérdida ó deterioro. Si vas a casa de un amigo/a con quien has quedado para pasaros cosas (fotos, programas, vídeos, documentos,...), no hay necesidad de ir cargado con un pendrive ó un disco duro externo, por pequeño que sea.

Los discos duros en la nube tienen un inconveniente, sí: hay que contar con una conexión a Internet para poder usarlo; y eso, en principio, supone una desventaja respecto, por ejemplo, al pendrive. Pero es una desventaja casi ridícula: el pendrive necesita también un pc al que conectarse, no?, no se va a conectar al aire...; ¿y quién no dispone hoy en día de Internet en su casa?...

Hay que tener en cuenta también que un pendrive de, por ejemplo, 64 gigas, puede costar entre 30 y 40.-€... Bien, puedes disponer para lo que quieras de 50 gigas a un precio de... ¡cero euros!, es decir: gratis total. ¿Qué, no les atrae la idea?.

Acaba de salir al mercado un nuevo servicio que ofrece un disco duro virtual  de 50 gigas, creado por el creador (valga la redundancia...) de MegaUpload. Registrarse es muy fácil: sólo tienen que dar una cuenta de correo, poner un nombre de usuario, una clave... ¡y a disfrutar de los 50 gigas!. He subido varias cosas, y reconozco que funciona rapidito a la hora de subir ficheros. Aquí tienen el enlace: https://mega.co.nz/.

Por supuesto, estos alojamientos no son para subir las fotos de uno con su amante (?), ni informes confidenciales de la empresa en la que se trabaja, ni cosas afines... En fin, entiéndanme, todos ofrecen las correspondientes cláusulas de confidencialidad y seguridad que duran hasta que... un listo se hace con sus datos de usuario y entra, ó un pirata descubre la vulnerabilidad correspondiente; pero para tener allí una copia de sus libros electrónicos, ó música, ó documentos más ó menos normales, ó incluso copias de seguridad de sus "películas" (sic),... pues está bien. La sensación de inseguridad no es mayor que si todo eso lo lleva en un pendrive, repito, ya que éste se puede... perder. ¿O no?.

Así que ánimo, les invito a que lo prueben. Y si les apetece, pues me comentan sus experiencias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario