lunes, 2 de diciembre de 2013

Papeleo, burrocracia, y otros inventos

Pues recibo un correo del "Área de Función Pública y RR.HH - Servicio de Prevención y Salud Laboral" (acojonante, ¿verdad?...), en el que se me dice que debo proceder a la actualización de beneficiarios de fondo social y asistencia médica... que quizás otro día les explique con más profundidad qué es eso... En cristiano y arameo, sin muchas profundidades: los funcionarios de la Diputación (y éste que esto escribe, lo es...) no tenemos la asistencia médica de la seguridad social, sino una especie de asistencia "privada". No se me pongan ustedes así, no tenemos culpa de ello. Yo ya me encontré con esto cuando entré, qué quieren, hace ya la tira de años (cuasi treinta, fíjense...); los menos culpables de ello somos los mismos funcionarios, digo yo: éste fue un sistema que así se pactó en tiempos de Matusalén, y es el que está vigente "mutandis mutantis", ó como leñe se diga... De todas formas, poco le queda a este sistema, ya que los peperos, que son los que ahora mandan en la Dipu, están dispuestos a acabar sí ó sí con este privilegio (?) inexplicable de los trabajadores... así que de aquí a menos todos estamos abocados a acogernos a la SS...

Bien, a lo que iba antes de perderme en las ramas del árbol de esta entrada. Antes, no hace tanto tiempo, bastaba con que uno prestara una declaración jurada y un informe de la SS de que tal ó cuál beneficiario no había trabajado nunca. Y con eso bastaba. Pero resulta que ahora, no. Ya saben ustedes que la política habitual del PP es que uno es culpable, mientras no demuestre lo contrario... ö sea, que todos somos sospechosos habituales. Así que, desde que ellos mandan, resulta que tenemos que volvernos locos pidiendo papeles, y dando vueltas por distintas dependencias públicas; porque lo que antes eran dos papelitos, si acaso, se ha tranformado por arte del "sospechismo", en:

-Informe de la S.S. de carecer de Nº de la S.S.
-Informe del INSS de no cobro de pensión (en mi caso, hablamos de un chaval de 22 años; ustedes me contarán...)
-Fe de Vida y Estado del susodicho, expedido por el Registro Civil.

Aparte, por supuesto, de tener que rellenar el formulario destinado a estos efectos en la propia Intranet, que eso sí, este año es novedad (como dijo aquél, el mundo que avansssa una barbaridad...).

No tengo mucha idea de estas cuestiones; pero, por ejemplo,  no me parece que vaya a haber mucha gente de 22 años en este país que cobre ya una pensión... Y aunque la hubiera, que podría ser, por ejemplo, de Orfandad, ó Huérfano, o yo qué sé... tampoco son pensiones muy "generosas" que digamos; con lo cual, vaya argumento para denegarle al posible "beneficiario" la asistencia médica... 

Y en cuanto a la Fe de Vida, qué quieren que les diga; me parece, simplemente, una chorrada. Aquí han estado dándole vueltas a ver cómo se mareaba al funcionario, y entre las cosas que se le ha ocurrido, está esto de la Fe de Vida. Porque, poniéndonos melodramático, ¿qué interés tengo yo en poner como beneficiario de la asistencia médica a un descendiente que, desgraciadamente, ha fallecido? (y bastante pena se tiene ya con eso....). No sé a ustedes; a mi se me hinchan las venas de sólo pensarlo... Ya están mareando la perdiz, ya...

Lo expresado más arriba, por un lado; pero por el otro, algo más ridículo: ¿Diputación no puede hacer esas consultas directamente con la Seguridad Social, mediante un convenio previamente establecido, de tal forma que ésta le suministre a aquella informáticamente la información que le pida?. ¿Ustedes creen que eso es tan difícil?. Diputación le pasaría un listado de personas, con su NIF correspondiente, a la SS, y ésta le contestaría en los términos que correspondieran... ¿A que no parece tan difícil?. Y este sistema serviría tanto para la "carencia de número de la SS", como para el "no cobro de pensión"... Y que no me vengan, por favor, con el rollo de la Protección de Datos; bastaría con la conformidad de la persona interesada dando su consentimiento a este trámite...

E igual, por supuesto, con el Registro Civil. ¿Cómo se demuestra que una persona está viva?. Pues hombre, si no hay constancia en aquél de ninguna cédula de fallecimiento, pues es que el sujeto está vivito y coleando, no?...

En fin, que aquí nos tienen ustedes a los mil y picos ó dos mil y picos funcionarios de Diputación llamando por teléfono a la Seguridad Social; ó llegándonos "in person" a las sedes del INSS (no, no se puede hacer la gestión por teléfono...); ó presentándonos al Registro Civil para pedir... ¡Da gloria vivir en pleno siglo XXI y disfrutar de los avances tecnológicos!.

Y ya saben: si ustedes se encuentran por la calle a un "probo" funcionario, no piensen mal; simplemente, está cumpliendo con una (ó varias...) obligaciones de las que le han impuesto para demostrar su "inocencia"...


No hay comentarios:

Publicar un comentario