miércoles, 30 de julio de 2014

El Observatorio

Visitamos la semana pasada el Observatorio de Marina, en San Fernando.

No es mi primera visita; lo he visitado ya en un par de ocasiones anteriormente, y la última vez fue no hace tanto tiempo... Pero reconozco la atracción que el Observatorio ejerce sobre mi; será que, durante muchísimos años, lo primero que veía al despertarme por las mañanas, y abrir la ventana de mi habitación, era la figura solemne, misteriosa y bella de este bonito edificio...

No sé si ustedes lo han visitado; si viven en La Isla, posiblemente no... Ya sabemos que con eso de que está al lado, que cualquier día podemos ir, que está ahí mismo, etc, vamos dejando las cosas, pasan los años, ... y nada. Pues es una pena, se lo aseguro; de hecho, yo les digo que aprovechen el verano, las vacaciones, las ganas de desconectar de la rutina diaria, llamen a la Oficina de Turismo, e inscríbasse. Y es que merece la pena, sinceramente.

La visita al Observatorio es guiada: le esperan a la entrada, y le acompañan durante todo el recorrido, en el que le enseñan las diversas dependencias, y además le detallan y explican las muchísimas investigaciones y colaboraciones que este centro realiza... Que les sorprenderá, se lo aseguro. Se cree que casi su única labor es "mirar el cielo", y no, desarrolla muchísimos estudios de casi todo tipo. Además de ser el "proveedor" de la hora oficial en España (¡nada menos!), desarrolla investigaciones científicas de diversa índole: astronomía; terremotos; geofísica;... Un centro de investigaciones de primer nivel, con un prestigio que se ha ganado a pulso a lo largo de estos dos siglos y pico de existencia...

Pero además, el edificio principal es una joya arquitectónica, que cuenta en su interior con una biblioteca inmensa, que ocupa varias salas, con miles de volúmenes perfectamente ordenados y clasificados, entre los que cuenta, incluso, con incunables, y primeras ediciones... Otro atractivo más, a los muchos que hace de la visita una cosa atractiva, interesante e incluso divertida...

Cerca de dos horas y medias estuvimos allí, dirigidos y asesorados por una guía estupendísima, que explica clara, amena y detalladamente cada uno de los recovecos de tan inmenso centro. Y todo eso, ¡gratis!... ¡Qué más quieren!...

Hicimos la visita acompañados de mis amigos Ignacio, Mª Paz, Paco y Elisa, miembros además del grupo de baile Los Salseros Invencibles, lo que hizo de la jornada, por si faltaba poco, algo inolvidable. Aprovecho para darles las gracias por su amistad...

Y después de la visita, reconfortamos cuerpo y mente comiendo en el Club Náutico de La Casería, a base d e unas caballitas y unos chocos a la plancha riquísimos, con vistas a la Bahía, muy bien atendidos, y a unos precios asequibles... Rematando la jornada, por si faltaba algo, con café en las nuevas instalaciones de Bahía Sur.

En fin, un día fantástico...


domingo, 20 de julio de 2014

Fin de curso

Pues ahí nos ven ustedes, de cena, este pasado martes, despidiendo el gratísimo curso de baile 2013-2014.  Con todos aprobados, por supuesto...

Nos reunimos en la pizzería nueva que han abierto hace unos meses en la Plaza del Carmen, Caruso, que hasta esta misma semana no he tenido ocasión de conocer; y por partida doble, fíjense...

Sí, resulta que este lunes, como quien no quiere la cosa, y aprovechando que mi querido Ignacio estaba de aniversario matrimonial, aprovechamos una invitación genérica que hizo en el clamor del wasap... Y allí nos colamos este lunes, como les digo, en una velada estupendísima y muy gratificante, a la que se unieron Manolo y Charo unos minutos después... No conocía, ya les digo, el Caruso; y debo de decirles que está muy, muy bien: buenas instalaciones; buen servicio; buena comida; y buenos precios... Muy completo, vamos.

Estuvimos tan a gusto que, fíjense, teniendo al día siguiente la cena de fin de curso, y dado que aún el sitio no estaba definido, nos pusimos de acuerdo en que ese era un sitio estupendo pata celebrarlo. Y, dicho y hecho, reservamos para el día siguiente... Cena que celebramos, por cierto, en la misma azotea, con unas magníficas vistas (pueden ustedes ver en la foto de arriba, al fondo, la mismísima Iglesia del Carmen...), y una buena panorámica de la calle Real. Acompañó además la temperatura, sin nada de frío, pese a que allí estuvimos hasta la una y pico de la madrugada...

La cena, ya les digo, fue entrañable. Como lo es este admirado grupo que le sonríe a la cámara. Supuso un digno y magnífico colofón a lo que ha sido un año de baile, sí, pero de camaradería, de risas, de convivencia, de tapeo, incluso... Porque la vida, con sus cosas y sus casos, tiene, no obstante, esos grandes momentos que a todos nos hacen dibujar una sonrisa de felicidad en nuestros labios. Empezábamos este nuevo curso entre la esperanza y las expectativas; entre la ilusión y la incógnita, porque cambiábamos de sitio, de costumbres, de la rutina de los últimos años... No de profesora, eso no; y esa era la gran confianza, porque ya conocíamos a Mª José, y sabíamos de su simpatía, estilo, y conocimientos...

Y así ha sido; hemos formado no un grupo de personas que se ven una vez a la semana para aprender baile, sino un grupo de amigos que están deseando de que llegue otro lunes para vernos, bailar, reírnos, bromear, y olvidarnos de penas y tristezas. Nos ven ustedes, mirando a la cámara, casi todos sonrientes (yo, a mi edad, aún no he aprendido a sonreír a una cámara de fotos... Lo siento), y sí, somos lo que se ve, la felicidad de un grupo de amigos muy bien avenidos. "Los Salseros Invencibles" nos hacemos llamar, ya que hemos sobrevivido a lo que no parecía que fuera a tener continuación... Y lo hemos logrado, a base de mucho cariño, dulzura, simpatía y compenetración.

Miren ustedes bien esa foto; porque ahí, donde los ven, todos miran ilusionados y felices, no ya al objetivo que los apunta, sino al futuro que se avecina. Con ilusión, con optimismo, con confianza. Porque en este vida, como ustedes saben, no se elige la familia en la que se nace; pero sí a los amigos que te deben de acompañar en tu vida. Y uno, por suerte, ha sabido elegir muy, muy bien.

Y aunque uno no sea el "alumno favorito" (¡ay, qué vamos a hacer!...), mi reconocimiento, desde aquí, a estos buenos compañeros salseros que tanto me endulzan la vida.

Gracias, amigos.

martes, 15 de julio de 2014

Un país de pacotilla

No dejo de alucinar con este país; de alucinar, y de indignarme, claro...

Leo en Diario de Cádiz este titular: "Cuatro años de cárcel por el doble atropello mortal en El Portal" (pueden leer la noticia completa aquí)...

Fíjense bien: ¡cuatro años! por un doble atropello mortal. La muerte de dos personas, para la legislación española, los tribunales españoles, y los políticos españoles, sólo merece una condena de cárcel de cuatro años... ¿No les parece auténticamente lamentable?... No le encuentro explicación a porqué sale tan barato matar en la carretera aquí en España; parece que hasta en los muertos hay categorías, y que en función de cómo le maten a uno, la condena será más ó menos grave: "Bahhh, si ha sido un coche el que se lo ha llevado por delante; con un par de añitos para el conductor, va que chuta...".

Porque además, a uno se le sube la indignación a la boca cuando profundiza en la noticia: resulta que el conductor-asesino iba "bajo la influencia de bebidas alcohólicas y de drogas"... O sea, bebido y drogado. Sobrepasaba la velocidad máxima permitida en nueve kmts/hora; "al autor de las muertes le constan dos condenas previas por conducir bajo los efectos del alcohol"... En fin, todo un dechado de virtudes este hijoputa...

Yo además lo del juez que ha emitido sentencia, pues como que tampoco termino de entenderlo... Este señor dice "debe fijarse la máxima pena que establece el Código Penal..." (?). No me creo, la verdad, que todo un Código Penal establezca que la máxima pena que se puede imponer a un señor que, bebido y drogado, mate a dos personas inocentes sean cuatro años... Porque en ese caso, no estaría mal que este señor juez hiciera la recomendación a los poderes legislativos de que se tomen, de una puta vez, en serio los accidentes mortales en carreteras. Y además, añade: "Y, finalmente, se da el añadido de que mató a dos jóvenes, de ahí que se haga hincapié en la extrema gravedad de los hechos"... Pues, señoría, si usted considera que matar a dos personas jóvenes debe de condenarse con cuatro años de cárcel, apañados estamos.... Y que Dios le conserve su vista judicial para impartir justicia...

He podido vivir de manera directa una atrocidad parecida: alguien se salta un semáforo en rojo, atropella a un peatón que cruza en verde para ellos, lo manda a la UCI varios días... Y al cabo de tres ó cuatro días, este conductor está tan campante conduciendo el autobús, sin que aquí pase nada...

Así que muchas campañitas de la Dirección General de Tráfico; muchos anuncios y muchos avisos... Pero mejor haría presionando a los legisladores para que endurezcan bastante las penas a conductores irresponsables, bebidos y drogados; a quienes se saltan los semáforos; a quienes no respetan las normas de prudencia más elementales... Porque dos muertes no pueden saldarse con cuatro añitos de cárcel, ni mucho menos. Eso es una falta de respeto a las familias de los fallecidos, y a éstos mismos.

¿Porqué en este país de pandereta los muertos y heridos en accidentes de tráficos son víctimas de "segunda fila"?. ¿Alguien con dos dedos de frente puede entenderlo?.

¡Lamentable!.


sábado, 12 de julio de 2014

Fútbol es fútbol...

... que diría Vujadin Boskov, el genial entrenador que tuvo el Real Madrid hace ya algunos añitos. 

Bien, les supongo enterado, les guste ó no el fútbol,  de la enorme paliza que Alemania le ha zurrado a Brasil este martes pasado: un 7-1 contundente, aplastante, histórico.

Y aunque no suelo escribir de fútbol en este mi/su Blog, hoy lo voy a hacer, aprovechando esta goleada inesperada de alemanes a brasileños.

Lo primero que tengo que decir es que disfruté una barbaridad. Sí, sí, como lo leen... No voy a callarme que, desde que empezó el Mundial, le tenía coraje a Brasil. ¿Porqué?. Porque son unos chulos, prepotentes, engreídos, que jugaban como si el título de campeón ya lo tuvieran garantizado. Brasil ha querido ganar, simplemente, porque sí, por ser Brasil, sin más historias. Como dijo ese magnífico entrenador del, entre otros, Barcelona, HH (Helenio Herrera), "este partido lo ganamos sin bajar del autobús"... Pues eso, eso mismo es lo que le ha pasado a Brasil: este campeonato lo ganamos... sin jugar. Porque somos más guapos, más altos, más simpáticos, y más mejores que nadie... Brasil ha despreciado siempre a cualquier rival con el que ha jugado, sintiéndose, sin más argumentos que esa creencia, superiores a cualquiera; y esa no es la forma más adecuada de encarar ni un Mundial, ni cualquier competición que se precie.

Pero es que, además de esa equivocada mentalidad, Brasil no aportaba nada como equipo. Lo he leído por ahí, y estoy de acuerdo: este equipo brasileño es la peor selección de Brasil de toda la historia: quite usted a 3 ó cuatro jugadores, y lo que le queda es un conjunto de una mediocridad apabullante... ¿De dónde le venían entonces esas ínfulas de superioridad con las que encaraba cualquier partido?. Un equipo tosco, torpe, sin imaginación, con mal toque de balón, violento, lento, que había hecho de las patadas, los empujones y las malas artes en el campo su bandera de comportamiento... ¿De verdad creían que con ese equipo se podían proclamar campeones del mundo?...

Punto y aparte se merece su entrenador, Scolari: busquen ustedes entre los miembros de la mafia italiana, y posiblemente entre ellos encontrarán a este caballero... Un señor bronco, maleducado, agrio, antipático, sólo pendiente de protestar a los árbitros, de intimidarlos, de "acojonarlos", a ver si así conseguía lo que, posiblemente, sabía que con simples argumentos futbolísticos era casi imposible de conseguir... Un señor que, pese a la riqueza de la cantera de futbolistas brasileños, se ha limitado a armar un equipo de atletas, de luchadores de boxeo ó lucha libre, con buen físico, y que repartieran toda la estopa posible... No, Scolari, no, eso no es Brasil; Brasil es la samba, la magia, la alegría, el toque, el desmarque, la genialidad: una defensa contundente; un mediocampo imaginativo; y una delantera de fantasía... Eso ha sido siempre Brasil, no once Iron Man en el campo, como usted ha pretendido....

Lo dije ya el año pasado, cuando en la final de la Copa Confederaciones, Brasil nos metió un 3-0... En mi café mañanero, comenté que si los brasileños, con esa forma de jugar, dando patadas y empujones a tutiplén, pensaban que podían ser campeones del mundo, estaban muy, muy equivocados. La gente se había quedado como asustada por ese triunfo; yo lo único que ví fue un equipo leñero, hosco, embrutecido...

Así que a ver si después de este fracaso, Brasil vuelve a asombrar al mundo con su calidad, su desparpajo, su alegría jugando al fútbol....


lunes, 7 de julio de 2014

A ti, amigo

Pues verás, amigo, que sé que no estás pasando por tus mejores momentos, que esos puñeteros problemillas no te dejan tranquilo, y que otra vez este fin de semana te han tenidoque ingresar, someterte a pruebas, y todas esas cosas...

Y yo sé que hechas de menos tu casa, tu campo en el que te gusta pasar tantas horas, a tus amigos, claro, a los que les tienes preocupado, como no puede ser de otra forma, y que están aquí, lamentando tu temporal ausencia, deseando verte ya bien, para hacer algunos pasos de salsa ó bachata; ó escucharte, a viva voz, en ese karaoke que tanto te gusta...

Al final resultó que las dos piedras que te quitaron, qué mala suerte, no eran de oro, como esperábamos... Y que por ahí dentro parece que hay otra malandrina revoloteando por tu cuerpo cansado... Pero, bueno, todo llegará, mi querido amigo, y te volveremos a tener entre nosotros disfrutando de tu amabilidad, de tu compañia, de tu voz...

Hombre, no te creas que no estamos encelados Ignacio y yo de no ser los alumnos preferidos de la "Jefa"; pero eso no quita para que todos deseemos tu pronto y total restablecimiento; que palabrita del Niño Jesús ,que no tenemos nada que ver en en esos males que te aquejan, de verdad...

Y es que llevamos tantas horas pasadas juntos en estos meses: bailando, cenando, riendo, compartiendo mucho tiempo de chistes, bromas y alegrías... Eres una persona generosa, buena, atenta; una buena persona, en suma, que mejoras con tu sóla presencia la vida de los que te rodean.

Así que déjate de pitos y flautas, de dolorcitos aquí y allá, y ponte bueno ya, recupérate, y llámanos para quedar a estos amigos que te esperan. 

Salud, Manolo, amigo.






viernes, 4 de julio de 2014

Un empresariado lamentable

"Pocas veces habrá podido convivir en la rica historia de España, una clase empresarial tan zafia, egoísta, inculta y corrupta como la que, con la llegada de la democracia, fue ocupando paulatinamente los puestos de poder e influencia de sus órganos de gobierno...".

Estas eran las frases con las que pensaba, en un principio, encabezar esta entrada, como así pueden comprobar... Lo que pasa es que después estuve meditando sobre el contenido de ese párrafo, y llegué a una conclusión deprimente: las actuales generaciones de empresarios, simplemente, siguen manteniendo actitudes y pensamientos de sus antecesores. Ni más ni menos...

Oir a casi cualquier miembro de la cúpula directiva de la CEOE pontificar sobre las políticas económicas que habría que aplicar, según ellos, en España, da vergüenza ajena. Uno escucha a Joan Rosell, Díaz Ferrán (ya saben, ese modelo de empresario actualmente en la cárcel...),  Feito, etc decir frases como: "A los funcionarios sería mejor darles un subsidio a tenerlos en la Administración consumiendo papel"; "quien se apunte al paro porque sí, habrá que decirle que no"; "Hay que trabajar más y ganar menos para salir de la crisis"; "La mejor empresa pública es la que no existe"; El transporte público es demasiado barato”.... etc, etc, etc, y se le ponen los pelos como escarpias... Pero, ¿de dónde ha salido esta manada de dinosaurios enquilosados, fachas, caraduras y explotadores?. ¿Cómo es posible que en pleno siglo XXI en el que estamos, haya gente con una ideología tan retrógrada, explotadora, insensible y opresora?. 

Resulta lamentable que parezca que el ideal de estos "modernos" empresarios sean que los trabajadores pasen a ser, poco más ó menos, "esclavos"; que cada vez sus empleados ganen menos, y trabajen más horas; que todo en la sociedad se privatice; que sus ganancias aumenten hasta el infinito y mucho más... A costa de lo que sea, incluido el empobrecimiento de la sociedad... No sé de donde sacan estos adivinos de la providencia, estos adelantados del apocalipsis, que siempre lo privado funciona mejor que lo público; porque eso es mucho decir...

Estos impresentables no quieren darse cuenta que a lo único que aspiran la mayor parte de los españoles es a vivir en paz, en una sociedad justa, con unos servicios sociales adecuados y funcionando bien, con unos ingresos mensuales que les permita, simplemente, vivir dignamente. Y ya está, joder...

Que ya está bien de escuchar tantas parrafadas y tonterías, que lo único que buscan es su propio beneficio. Coñ...!


miércoles, 2 de julio de 2014

El SAS

    Dice el Sindicato Médico: "en las zonas costeras se multiplican los habitantes en verano y el plan de vacaciones no da respuesta a la demanda"; "al cerrar por las tardes, se sobrecargan las consultas por las mañanas"; "en esta época hay profesionales que están de vacaciones, por lo que los pacientes se reparten entre los médicos y enfermeros que están trabajando"; "la tasa de reposición es cero, es decir, no se han cubierto las personas que se han jubilado, que están de baja ó han fallecido, por lo que sus pacientes se han repartido entre el resto de médicos"; "durante el año hay el mismo número de personas y menos médicos"; "es un desastre"...

Pero claro, ya sabemos que los políticos en general, y los de la Junta de Andalucía en particular, están en los mundos de Yuppies; así que: "la forma de disponer los recursos sanitarios en verano está ensayada en años anteriores y ha resultado siempre satisfactoria para los ciudadanos"... (???).

O sea: hay más gente en las ciudades costeras de la provincia, debido al turismo; hay menos médicos y enfermeros, por las bajas, las enfermedades, los fallecimientos, las jubilaciones, etc; ... Pero según estas mentes pensantes a las que nunca agradeceremos bastantes sus desvelos por nosotros, todo está previsto y estudiado, y la atención sanitaria no se resiente en absoluto...

Y nosotros, claro, tenemos que creer a esta gente directiva, a estos mandamases, que para eso tienen estudios universitarios sesudos que les capacita para el sabio desempeño de sus funciones. O no?.

Frente a la realidad diaria con la que se encuentran médicos y enfermeros en los centros de salud, en los hospitales...; frente al desbordamiento que se padece, porque hay más gente y menos medios; frente a lo que dicta la más mínima de las lógicas... Nosotros debemos de creernos lo que estos superdotados nos dicen. Que son los que entienden, claro...

¿Ustedes creen que esta España tiene remedio mientras no se cubran las vacantes que dejan los que se jubilan?. ¿Mientras no se cubran las bajas?. ¿Mientras no se repongan a los fallecidos?... 

¿Qué nueva política económica están desarrollando estos desastres?...

Que Dios nos coja confesados...