lunes, 8 de febrero de 2016

El poder, ¿atonta?

Les supongo enterados de la obra de teatro infantil que ha sido suspendida por el ayuntamiento de Madrid "al entender que la compañía ha realizado "acciones ofensivas, completamente fuera de lugar en cualquier contexto y totalmente irrespetuosos con los valores de convivencia, respeto y diversidad propuestos por el Ayuntamiento".... (palabras del mismo Ayuntamiento...).

Parece ser que en el espectáculo, "se representaron escenas en las que un personaje acuchillaba a una bruja, a un juez y a un policía"; creo haber escuchado, además, que también se pateaba a una mujer embarazada.... Lean bien, insisto: En el espectáculo, se representaron escenas en las que un personaje acuchillaba a una bruja, a un juez y a un policía,..."

Bien, el ayuntamiento ha actuado en este caso creo que normalmente: ha suspendido la obra, y "La Concejalía de Cultura y Deportes del Ayuntamiento de Madrid ha anunciado que se va a sumar a la denuncia contra la compañía teatral y está estudiando la depuración de responsabilidades sobre la programación del evento". No sé qué opinan ustedes, pero yo creo que es lo que hubiéramos hecho la mayor parte de nosotros, no?.

Pues no... Ahí anda Ada Colau, la flamante alcaldesa de Barcelona, diciendo todo es una "obra satírica y carnavalesca", que "en una democracia.... hay que defender toda libertad de expresión", y que todo esto es como un montaje de una "derecha vengativa que no soporta la disidencia"... Con un par...

O sea: patear a una embarazada; acuchillar a una bruja, un juez y un policía... Eso es, según esta señora, "libertad de expresión", que debía ser tolerable en una democracia... Ada Colau, que tiene una trayectoria realmente admirable antes de ser alcaldesa, debía de no dejarse llevar por su "progresismo", ni dejarse atontar por el poder. Porque puestos así, a considerar que, bajo el amparo de la libertad de expresión, "todo, todo" es tolerable.... Cuando se insulte a un negro, un moro, a un judío, por su raza, ¿no hacemos nada, dado que a los "insultadores" les asiste su derecho a la libertad de expresión?... Y cuando, lleguemos más lejos, asesinen a moros, judíos, orientales, ó judíos,... ¿se lo tenían merecido, por ser moros, judíos, orientales ó judíos?... Porque claro, puestos en el plan de Ada Colau, la libertad de expresión tiene la manga muy ancha, y todo, todo, se puede "excusar" con ello... O no?...

¿Esta señora, que no sé si tiene hijos ó no, ¿los llevaría a una obra de teatro en la que acuchillan a brujas, jueces y policías?... No termino de creérmelo , en fin... La inteligencia, aunque haya gente que no lo crea, no es algo exclusivo ni de derechas ni de izquierdas; hay gente muy inteligente, a pesar de tener ideas conservadoras; y verdaderos zoquetes en la izquierda... Y la izquierda, precisamente, tiene un gran problema: empiezan a ser demasiado dogmáticos en sus ideas; eso de "burros, pero progres..." empieza a ser algo funesto para el sentido común... Y con esto, se empieza a querer defender lo indefendible, como le pasa a Colau, que parece que ante todo quiere dejar claro lo "progre" que es ella.... aunque diga verdaderas estupideces como es el caso que aquí expongo...

En fin, que cuando le toque a ella ser la insultada, ó agredida, ó vilipendiada, a ver si entonces recurre a la "libertad de expresión", para defender a sus insultadores ó agresores...

No hay comentarios:

Publicar un comentario