jueves, 4 de agosto de 2016

Perfiles de Facebook

La verdad es que uno sigue cumpliendo años... sin que deje de alucinar con las cosas que pasan y/o lee...

Verán: en este mismo blog, he elogiado, sin tapujos, a Patricia Cavada, alcaldesa de San Fernando. Entre otras cosas, hay una cosa que valoro, y mucho, en ella: su accesibilidad y cercanía. Independientemente de si ideológicamente uno coincide, ó no, con ella; independientemente también de si puede estar más ó menos satisfecho con la labor que como alcaldesa lleva realizada en este año y pico de ocupación del cargo; independientemente de si uno puede pensar, ó no, que quizás ya lleva tiempo suficiente y se podría haber hecho más (que ni afirmo ni niego, eh?, no me posiciono, estoy "supongando"....). Pues con todas las independencias que se quiera, hay que valorar en Patricia que mantenga un perfil abierto en Facebook... Un muro en el que, como no podía ser menos, informa de sus diferentes, y amplias, actividades; en el que comparte fotografías; en el que opina sobre aquellos asuntos que cree de interés... 

Y un perfil, repito, abierto, detalle al que creo que no se le da la importancia que tiene... No se tiene en cuenta que ello hace, sí, que reciba, por ejemplo, felicitaciones ó piropos por cualquier motivo; pero que también, quien quiera, pueda verter críticas hacia Patricia Cavada, alcaldesa; y quien la tenga incluida en su Facebook lo sabe, no todo son elogios y enhorabuenas... sino también peticiones de..., ó criticas por... Lo cual no ha hecho que en este año y pico haya decidido "cerrar" dicho perfil. Que podría hacerlo, y así evitarse los malos tragos. O no?...

Viene esta perorata a que ayer, en un gesto que vuelve a honrarla, Patrcia se disculpó, por no poder contestar a todos los mensajes "privados" que le llegan: "A veces ocurre que abro mensajes privados de manera automática en momentos en que no puedo leer sobre todo cuando son demasiado extensos, a veces ocurre que ya desactivados luego olvido leerlos y contestar. Pido disculpas si alguien se ofende, cuando ocurre no es intencionado. Tengo una agenda complicada y atender personalmente esta red social como también me pedís, requiere mucho tiempo sobre todo cuando me escribe tanta gente.....". Estas son sus palabras textuales...

Bueno, pues junto a respuestas digamos que "comprensivas", hay otras que no dejan, como digo al principio, de "alucinarme"... Desde quien opina que "no comprendo como se puede poner un perfil de Facebook abierto si no hay tiempo para atender al ciudadano."; ó que "pues eso se soluciona rápidamente pone un facebook para la familia y no abierto a cuestiones de la ciudadanía"; ó "el que quiera tienda que la atienda."... Oye, que todo es opinable en una democracia, pero que en fin...

¿Preferiríamos tener, entonces, una alcaldesa encerrada en su burbuja?; ó que cerrara su perfil, y no se la pudiera criticar?; ¿no entendemos que es un gran avance que una persona pública tenga una cuenta de Facebook que nos permite dirigirnos directamente a ella, sin intermediarios?; ¿prefeririamos, de verdad, a un político al que le lleven la gestión de sus redes sociales, y que se nota a legua que no es él ó ella quien lleva su cuenta de facebook ó twitter?; ¿sinceramente conocen ustedes a alguien más asequible que Patricia, ó han tenido alguno de ustedes algún alcalde anterior con el que haya sido más fácil de contactar que con ella?...

Les voy a contar una anécdota: a las pocas semanas de tomar posesión del cargo, me dirigí a ella, privadamente, para hacerle unas sugerencias sobre la Atención Al ciudadano en la web del Ayuntamiento... Ante mi sorpresa, me respondió a los pocos minutos, y durante un tiempo estuvimos chateando sobre este tema; empiezo a tener ya unos añitos, y jamás, repito, jamás, en todos estos años he tenido una conversación con el alcalde de mi ciudad de una forma tan directa, prolongada y amable... 

Así que, sí, entiendo la crítica, por supuesto, faltaría más...; pero no entiendo "ciertas" críticas, cuando creo que no ha habido en la historia de La Isla, que yo haya conocido,  ningún político a quien tú pudieras inerpelar con tanta libertad como tenemos ahora a Patricia. Que cierto es, lo que hace es algo que debiera estar normalizado en la vida política española.. pero que no lo está: todos sabemos lo que cuesta hablar con cualquier cargo público español, tan encerrados como están en su propia torre de marfil. 

Así que, como decía aquél, un poquito de por favor... Y desde luego, mi simpatía y apoyo a la señora alcaldesa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario