jueves, 3 de noviembre de 2016

Formando el futuro

El caos en el que ya está inmerso este país, previo al desastre en el que nos vamos a convertir de aquí a no tanto, lo demuestra la penúltima barbaridad que copa la actualidad: la negativa de ciertos padres a que los profesores "impongan" tareas a sus hijos... so pena de, incluso, llegar a denunciarles. Toma del frasco, Carrasco...

Pero en qué país de idiotas nos estamos convirtiendo?... O sea, padres que les dicen a los profesores de sus hijos cómo deben de dar las clases; que poco más ó menos es de lo que se trata...

La verdad es que tanta ideología "progre" aplicada a la educación, empieza ya a pasar factura. Ahí están los resultados de las pruebas internacionales que se hacen para comparar el nivel de los estudiantes, y en los que los españoles, precisamente, no destacan... Ya la sospechosa política educativa de los socialistas hizo de las suyas, con eso de querer nivelar "por abajo", y que los alumnos, poco más ó menos, cuanto peores, mejores... Pero que encima padres irresponsables se sumen a esto, me parece el no va más...

Yo, como padre, me puedo quejar del nivel, a lo mejor, de algunos profesores, llamados, quizás, a elevadas cumbres intelectuales; pero no dotados, precisamente, para la enseñanza... Pero lo que a mi, como padre, nunca se me ocurriría es decirle a ningún profesos si debe ó no debe mandar tarea a sus alumnos. Hasta ahí podíamos llegar...

Lo digo sinceramente: cada vez entiendo menos a los españoles... Aquí eso del "esfuerzo", el "sacrificio", el "sudar"... parece que está mal visto. Llevamos ya tantos años inmersos en el "no vayan a...", "uy, no, no se vaya a estresar", "... es que no vayan a coger un trauma".... Que nada, que sigamos así unos cuantos años más, y seguiremos bajando, imparable, en la lista de competitividad....

A ver, señores padres "no-tareas": el día tiene 24 horas, los niños no suelen ser especialmente dormilones, y la tarde da para mucho: para ver la tele, para jugar con los amigos, ... y para estudiar y hacer la tarea... Que no pasa nada, de verdad, que los que ya superamos los cincuenta años no vamos por ahí traumatizados, matando gente. Palabrita del Niño Jesús...

En fin: dejen tranquilos a los profesores desarrollando su complicada labor; que bastante autoridad se les ha quitado ya como para encima decirles cómo deben de dar las clases. Y eso que uno entiende que hay por ahí cada uno... Pero bueno, que no es asunto de los padres inmiscuirse en la labor pedagógica de los profes, leñe...

No hay comentarios:

Publicar un comentario