miércoles, 9 de noviembre de 2016

La democracia

Veía yo ayer un informativo de televisión (no recuerdo si era la 1 ó Antena3...), cuando empezaron a hablar de las elecciones americanas... Y en esto que salió un muchacho joven que iba a votar a Trump porque "tenía el pelo muy bonito...". Así, con dos cojones...

A mi la comida casi se me atragantó cuando escuché los "elevados" motivos por los que, parece ser, había gente dispuesta a votar a sujeto de tal calaña... Pero bueno, como dijo el torero, "hay gente pa tó...". 

El caso es que lo que se me vino a la cabeza fue que no, que era imposible que un señor (por decir algo...) chulo, impertinente, machista, anti-hispano, insolente, mafioso, etc, llegara a convertirse en presidente de un país como los EE.UU, que era imposible que hubiera tanto descerebrado suelto allí... Pues sí, los hay, como estamos comprobando...

Decía yo aquí mismo hace no tanto que no, que no siempre "el pueblo" tiene razón... Y ponía como ejemplo de eso la elección de Hitler en Alemania, hace ya tantos años... Pues bueno, aquí tenemos otro ejemplo. Un tío que reúne todas los defectos que, prácticamente, no querríamos encontrar en ningún conocido, como he comentado antes; pero con mucho, mucho dinero, ha logrado ser votado por millones y millones de personas, para encaramarse como líder de la primera potencia del mundo, en todos los sentidos; incluido el militar, que miedo me da... Quién tiene una explicación racional a eso?...

No sé, quizás Hilary Clinton no fuera la mejor candidata; pero comparándola con este ceporro, me parece a mi que no había punto de comparación: es una abogada de éxito, una mujer con carácter, tiene bastante experiencia en la Administración Pública, moderada (comparándola con este sujeto, claro...). ¿Con cosas que ocultar?... Pues sí, no cabe duda; pero ya nos iremos enterando de quién es verdaderamente Donald Trump...

Así que nada, a vivir a partir de nada en el filo de la navaja... Habrá que felicitar al "gran pueblo americano" por su elección. Qué triste!

No hay comentarios:

Publicar un comentario